lunes, 27 de enero de 2014

Testimonios de ausencia

Por asuntos referidos al corazón, la redacción de Mientras la luz no pudo asistir a dos actos importantísimos del pasado martes 21, sin embargo se resiste a dejarlos sin testimonio.

1

 El poeta Rafael Soler presentó su libro Ácido almíbar (Ediciones Vitruvio) en el local de la Asociación de la Prensa repleto de público. Al día siguiente lo hizo en Guadalajara. De este último acto rescatamos esta crónica de Juan Garrido, presidente de la asociación Siglo Futuro, que lo organizó.


El pasado miércoles día 22 de enero de 2014, ante un numeroso público que casi llenó la Sala Tragaluz del Teatro Buero Vallejo de Guadalajara, el poeta RAFAEL SOLER presentó su nuevo libro de poemas, editado por Vitruvio, "Ácido almíbar". Estuvo acompañado por FRANCISCO GARCÍA MARQUINA, que,  en representación de la Fundación Siglo Futuro, introdujo y presentó el acto, el editor PABLO MÉNDEZ y el poeta ANTONIO HERNÁNDEZ, que apadrinó el nuevo libro. En su alocución, primero hizo un profundo recorrido por las tendencias poéticas a partir de principios del siglo XX y de las generaciones, para después centrarse en el  autor, al que calificó como "un poeta extraordinario", y en el libro, del  que  dijo que era "fascinante y "una verdadera declaración de intenciones". RAFAEL SOLER cerró el acto literario recitando una serie de poemas que integran las siete partes en las que se divide el libro. Su voz y su forma de declamar caló en los espectadores. Sus versos son como lanzas que se clavan en las conciencias y nos invitan a una profunda reflexión sobre la vida hasta más allá de la muerte. Terminó diciendo:  "la vida siempre nos ofrece una cosa y lo contrario". El público le aplaudió largamente. Asistieron al acto la Concejala de Cultura del Ayuntamiento de Guadalajara, Isabel Nogueroles; la Diputada Provincial, Eloísa Rodríguez y el Presidente y Directivos de la Fundación Siglo Futuro. 

2

 En la Casa de Castilla-La Mancha, la poeta Davina Pazos ofreció a la misma hora del martes un magnífico recital. Traemos aquí un fragmento de la reseña de Manuel Cortijo Rodríguez para La Tribuna de Albacete.

 

En la segunda parte, tras un breve exordio pronunciado por el poeta rodense Manuel Cortijo Rodríguez,  la poeta Davina Pazos, sola en el escenario, filigrana trazada de sus vuelos más altos, nueva siempre de luz y entregando su voz a tantísimas pulsaciones emotivas, ofreció una brillante lectura interpretada de poemas seleccionados de su libro Lo que más duele es tu nombre, poemario reconocido como ganador de la edición de 2006 del Premio de Poesía “Ernestina de Champourcín”, que convoca la Diputación Foral de Álava. En este libro, según confesión de la autora, la madre habla con su hijo muerto, lo recuerda en cada rincón de la casa y lo que hacía. Entonces se puede sentir el terror de esa pérdida. Así mismo seleccionó varios poemas inéditos, incluidos o no en libro para completar y redondear la iluminación de su lectura. Estuvo sencillamente sublime e impecable en el decir y arrolladora en el hacer corporal. Todas las virtudes poéticas van en ella, en esta poeta que, en cada verso declamado, se le escapa una porción benéfica, innata,  de su alma grande.



Hemos podido saber que asistieron, entre otros, los poetas José Mª Garrido, Cristina Cocca, Alfredo Piquer, Antolín Amador, Isabel Miguel, Juan José Alcolea, Ana Garrido, Javier Díaz Gil, Esther Giménez, Victoria Díaz, Carmen Bermejo, Alejandro Torres, Luis Martínez Morcillo, Ana Bella López Biedma, Elena González, Cristóbal López de la Manzanara y Fermín Fernández Belloso; la editora Lidia López Miguel y el Consejero de Cultura de la Embajada del Ecuador en Madrid, Juan Carlos Coellar.